Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies.

ACEPTAR ó CANCELAR

Hellfoz
Epica spain
GoymarFest
BLUE COUPE gira
KRISTONFEST
TWISTER OPEN AIR FESTIVAL
GOTTHARD Barcelona
Tim Ripper Owens Gira
Extreme gira

W.A.S.P. - Babylon

Leer crítica.

W.A.S.P. - Babylon

Blackie Lawless y los suyos suelen armar mucho ruido anunciando que van a sacar un nuevo disco y en cuestión de pocos meses el álbum ya está en la calle. Ahora le toca a "Babylon", su mas reciente obra.

A diferencia de lo que muchos pensaban al principio, el nuevo trabajo de W.A.S.P. no es un disco conceptual. Los cuatro jinetes del Apocalipsis que aparecen en la portada, tanto como el título de carácter bíblico "Babylon" solo hacen referencia directa a uno de los temas del álbum, "Babylon’s Burning", que trata sobre el nuevo orden mundial y el camino por el que algunos sedientos de poder y corruptos políticos quieren llevar a la raza humana. Esta es la idea base sobre la que se basa este trabajo (temática similar a la de "Endgame" de Megadeth, o el "New World Order" de Gamma-Ray entre otros).

W.A.S.P. hoy en día ya no causan el impacto que causaban antaño, han sido transgresores, irreverentes y escandalosos como ellos solos. Para muestra un botón, no hace falta más que conocer alguno de los significados de W.A.S.P., "We Are Sexual Perverts" o "White Anglo Sajon People" entre otros. Pero claro, con gente como los RAMMSTEIN follando a diestro y siniestro en su último videoclip "Pussy" – por poner un ejemplo - ¿qué asusta y escandaliza hoy en día?. Si uno cogemos y analizamos fríamente las canciones de "Babylon" encontramos similitudes exactas con otros discos de W.A.S.P. y pensareis que la creatividad de Blackie Lawless a tocado techo, no? Pues me complace decir que estáis equivocados. Tras escuchar "Babylon" detenida y repetidamente, podréis observar que se trata de un gran disco, con una composición sublime.

Hablar de los temas o explicarlos individualmente no es necesario porque todos suenan 100% a los W.A.S.P. de toda la vida, inclinándose quizás hacia la esencia de la etapa más sobria y contundente de la banda ("The Headless Children" y "The Crimson Idol") pero con incontables reminiscencias a los primeros clásicos. Tras darle unas cuantas vueltas a cortes como el single "Crazy", "Babylon’s Burning" o "Into The Fire" creo que si "Babylon" hubiera aparecido a finales de los 80 hoy podría ser considerado por muchos seguidores de W.A.S.P. como uno de sus mejores discos. Pero no es así, pero recordar que sea nuevo no significa que sea peor o que se hayan quedado sin ideas para sacar un disco.

Con referencia al track listing cabe mencionar que el disco cuenta con 9 temas:

1. Crazy.
2. Live To Die Another Day.
3. Babylon's Burning.
4. Burn.
5. Into The Fire.
6. Thunder Red.
7. Seas Of Fire.
8. Godless Run.
9. Promised Land.

El cuarto es una versión muy buena del "Burn" de los Deep Purple y el noveno "Promised Land" una increíble versión del inigualable Chuck Berry, algo que a algunos hoy en día os puede saber a poco, pero gracias a ello podemos disfrutar hoy en día de discos como este y de todas las variantes posibles de Rock y/o del Metal.

En cuanto a los músicos, sobran las palabras. Blackie seguirá demostrando su inagotable capacidad para armonizar los temas con preciosas melodías vocales. W.A.S.P. no es que sea un grupo que se haga notar por sólida o inamovible formación, es decir, al igual que los Running Wild y otros más el señor Lawless ha cambiado varias veces de formación, aunque en las ultimas entregas ha sido bastante fiel a la misma. Nos podemos encontrar con el guitarrista Darrell Roberts y sus trepidantes solos a la vieja escuela. Mike Duda (bajo) y Mike Dupke (batería) cumpliendo como siempre, aunque si habéis visto alguna vez a esta formación en directo sabréis que el punto fuerte del primero reside en su actitud sobre el escenario y ante todo el increíble carisma de Blackie Lawless.

Con "Babylon" tenemos pureza y la espontaneidad que por desgracia el heavy metal perdió no se cuando ni donde. Blackie Lawless sigue creyendo firmemente en que la música de W.A.S.P. puede a las modas, tendencias y estilos no vayan con este trabajo, pero que vamos a ser otras victimas consumistas de lo que nos quieran meter por los ojos y para que seamos unos clones de la radio formula al igual que el POP?.

"Babylon" es, junto a "Dominator", el mejor LP que W.A.S.P. han editado desde esa obra inmortal que es "The Crimson Idol" en la que el viejo Charlie convertía a Jonathan en su chico estrella.

En definitiva, un disco increíble y que merece que la gente lo escuche.

Puntuación: 9,1

 
contador de visitas